Caudal variable de refrigerante (CVR)

Los sistemas de caudal variable de refrigerante (CVR) tienen como objetivo, al igual que los climatizadores, enfriar el aire de una o varias salas, extrayendo el calor del interior de la habitación para enviarlo al exterior. Algunos de estos CVR también se pueden utilizar en el modo «calefacción».

A diferencia de los climatizadores destinados al uso doméstico, los CVR se pueden conectar a una multitud de unidades interiores. Por lo general se utilizan en centros comerciales, edificios empresariales, hoteles, hospitales, etc.

Principio de funcionamiento

CVR es una categoría de sistema de climatización que sigue las mismas leyes de la termodinámica y los mismos componentes que los climatizadores.

Un CVR consta de 5 elementos:
- Un fluido frigorígeno o refrigerante que circula por el interior del CVR. Este fluido cambia de estado en cada componente para convertir la energía extraída de la habitación y enviarla al entorno exterior en forma de calor.
- Un evaporador, también denominado «intercambiador», que al recuperar las calorías presentes en el aire interior, transforma el fluido refrigerante en estado gaseoso por medio de la evaporación.
- Un compresor, alimentado por un motor (eléctrico). Aumenta la temperatura del fluido que sale del evaporador, aumentando a la vez la presión del mismo.
- Un condensador, también denominado «intercambiador», garantiza la transmisión de la energía generada durante el cambio de estado del fluido hacia el ambiente exterior. La condensación transforma en líquido el gas que sale del compresor.
- Una válvula de expansión para disminuir la presión del líquido que sale del condensador, para que el fluido refrigerante pueda comenzar un nuevo ciclo.

En algunos casos, el funcionamiento puede invertirse:

  • el evaporador se convierte en condensador
  • y el condensador se convierte en evaporador.

De este modo, el aparato atrapa el calor del aire exterior y lo expulsa el aire interior. Por tanto, hablamos de una unidad reversible.

Las diversas tecnologías certificadas

Los CVR pueden funcionar:

  • en modo «refrigeración»
  • en modo «reversible» (refrigeración o calefacción)
  • o recuperación de energía (refrigeración y calefacción a la vez) – modo no certificado.

La unidad exterior extrae / expulsa las calorías en el aire, pero algunos modelos también pueden instalarse sobre un circuito de agua.

Las unidades interiores certificadas pueden estar en cassette o se pueden conectar a conductos:

  • El cassette es una unidad interior encastrable en los falsos techos.
  • La unidad que se puede conectar a conductos es una unidad interior que se integra en los falsos techos gracias a una red de conductos.

Las ventajas de un CVR

A diferencia de los climatizadores clásicos:

  • Las unidades exteriores tienen potencias de frío desde los 12 a los 100 kW
  • La unidad exterior del CVR se puede combinar con hasta 64 unidades interiores
  • El CVR puede hacer variar el caudal de fluido refrigerante del sistema en función de las necesidades de calefacción y refrigeración del edificio.

Comparar para una elección acertada

Para acertar en su elección, basta con comparar los productos. Sin embargo, cuando las prestaciones de los productos no están certificadas, esta tarea es imposible.

La certificación permite comparar con total objetividad.

  • Las prestaciones de los productos se evalúan conforme a los mismos criterios, y los resultados se expresan en la misma unidad de medida, independientemente del país en el que se fabriquen o comercialicen los productos.
  • En un producto certificado, un organismo acreditado, imparcial, independiente y competente ha verificado sus prestaciones.
  • Los productos certificados satisfacen las normas industriales.
  • Un producto cuyas prestaciones estén certificadas funcionará conforme a las especificaciones del fabricante.

Las prestaciones que certificamos

Como consecuencia de los nuevos reglamentos europeos a favor de la venta de equipos de calefacción eficientes, las prestaciones de los CVR han evolucionado: su eficacia, caracterizada durante mucho tiempo por una eficiencia instantánea, denominada EER (coeficiente de eficiencia energética) para el modo «refrigeración» y COP (coeficiente de rendimiento) para el modo «calefacción», ahora se caracteriza por prestaciones que reflejan la eficiencia del CVR / VRF durante todo el año. Hablaremos entonces de SEER (factor de eficiencia energética estacional para el modo «refrigeración»), o ηsc, y de SCOP (coeficiente de rendimiento estacional para el modo «calefacción»), o ηsh. Cuanto mayores sean las prestaciones, mayor eficiencia ofrecerá el CVR.

Prestaciones en condiciones estándar

  • Potencia frigorífica exterior en condiciones estándar
  • Potencia calorífica exterior en condiciones estándar
  • Potencia absorbida (en frío y en caliente) en condiciones estándar
  • Rendimiento energético exterior en EER frigorífico en condiciones estándar
  • Coeficiente de rendimiento exterior en COP calorífico en condiciones estándar

Prestaciones estacionales en modo «frío»

  • Pdesignc
  • SEER & ηsc

Prestaciones estacionales en modo «calor»

  • Pdesignh
  • SCOP & ηsh

Prestaciones acústicas

  • Nivel de potencia acústica ponderado en el lado exterior en modo «frío»
  • Nivel de potencia acústica ponderado en el lado exterior en modo «calor» (para las unidades reversibles)
¿Una pregunta? ¿Necesita información?